Poema para Túnez: "Corte de la nada"

1 de agosto de 2022 -
Mural en Kairuán, Túnez, proyecto Madinati, 2017, de El Seed (cortesía El Seed).

 

La autora de este poema lleva casi un año desolada por la tambaleante democracia de su país, desde que Kaïs Saïed se instaló en la presidencia.

 

Farah Abdessamad

 

Tentación, vacilación, limitación - vallas
Puñetazo, barcha, golpe, golpe
Más fuerte hasta gritar
Gozo polifónico, tu canción de hogar, melodía de envidia y
Esperando
Esperando
Siéntate, mira un vómito rosa de carmesí y leche

                                    corro
a un sí
a un no

Linger, nitidez enferma
Estrella pesada, delirante cabalgata de locura lunar
Limbo en esa bandera Cielo prensado; estoy despierto wallah
Lleno, noss, y
vacío

¡Dignidad!
Nubes rojas, olas - conspirando en esta gran salpicadura de nada
¡Nada!
Tiempo, tiempo, y tiempo otra vez deslizándose
Torre del reloj de Túnez, ring, ring
Minutos, horas, décadas de desesperación colectiva

                                                      corro
me atrapan

Padres, cantad, cantad
Inquieto, enfadado, estoy en un cementerio de piedad cianica
Cartas de magia, una maldición de la abundancia barajando
Un último baile de nuestra masa sin cabeza
A las calles

Nuestros bellos cuerpos, a la calle
Atascados en una corte de ensueños
No queda más que recoger los pedazos de dignidad
Deflagrados, flacos, comer, comer.

 

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *.